“La Cueva del gigante”, el sitio histórico más antiguo en Honduras

Tegucigalpa, Francisco Morazán. _ ¿Sabía usted que en Honduras existe una Cueva del gigante? ¿Sabe dónde está ubicada? ¿Por qué se llama así y cuanta historia se guarda en este lugar que es considerado uno de los más enigmáticos del país?

 

Siga leyendo este artículo porque a continuación le daremos respuesta a cada una de estas preguntas. ¡Comenzamos!

 

La Cueva del Gigante es un sitio arqueológico que se encuentra en el departamento de La Paz en el municipio de Marcala, Honduras.

 

El lugar es de mucha importancia debido a que es el sitio arqueológico más viejo de Honduras mismo que fue descubierto y explorado por George Hasemann junto con Timothy Scheffler, miembro del departamento de Arqueología de la Universidad de Pensilvania, también el arqueólogo hondureño Alejandro Figueroa, miembro del Instituto Hondureño de Antropología e Historia de Honduras. (IHAH) en 1994.

 

Según los arqueólogos, “Los primeros habitantes de lo que es hoy Honduras, y probablemente de Centro América, vivieron hacia 9,480 años antes de Cristo en “la gruta del Gigante”.

 

El lugar atrae la atención de locales y extranjeros por su exquisito clima.

 

¿A qué se debe su peculiar nombre?

Su nombre se debe a que su estructura contiene una enorme cavidad o abrigo rocoso. En la zona se goza de un microclima ideal para la conservación de la cueva debido a que no recibe de forma directa el viento ni la lluvia.

 

El lugar está ubicado en la aldea La Estanzuela, Municipio de Marcala, departamento de La Paz. Una vez en el sitio los turistas pueden disfrutar del senderismo y los pintorescos paisajes propios de la zona.

 

En las rocas de la cueva, yacen algunas imágenes de manos teñidas a base de pintura rupestre.

 

Hallazgos históricos

Una gran cantidad de vestigios humanos milenarios, como ser; cestas, sogas, fibras textiles, conchas de caracol, restos de objetos de piedra, instrumentos de huesos, puntas de proyectiles que posiblemente usaban en la cacería y restos de productos alimenticios como frutas, vegetales y mazorcas de maíz domesticado, son algunos de los hallazgos que se han encontrado en el lugar.

 

Además, en las paredes de La Cueva se encuentran rastros de pintura rupestre, de la cual sobresalen una Mano y una imagen similar a la de un ganso o un cisne. Se cree que las imágenes pertenecen a los primeros pobladores que existieron en el lugar allá por  9,480 A.C.

 

Historiadores que han estudiado la zona coinciden en que, la variedad de aves migratorias que sobrevolaban el cielo en aquellos tiempos, pudo ser un elemento clave para que en el sitio se concentrara una gran cantidad de pobladores que encontraron en la cacería una forma de alimentarse.

 

Se sabe que la Unesco podría declarar La Cueva del Gigante como un Patrimonio Cultural de La Humanidad y Además la Alcaldía de Marcala se mantiene en proceso de desarrollar proyectos turísticos en la zona para atraer a turistas.

 

El arqueólogo George Hasemann, exploró la zona en el año 1994.

 

También le puede interesar:

Post a Comment